RSS

Archivos Mensuales: marzo 2012

El siglo del individualismo “The Century of the Self (Part 1) Spanish subtitles

 

Luna Creciente: La aventura espacial que no nos contaron

Mucho se ha escrito sobre la carrera espacial de la década de los años 60.  Poco realmente se ha sacado a la luz. Algunos dedicaron su vida a esta misión. Otros perdieron el empleo, fueron víctimas del escarnio por relatar lo que vieron, y otros sencillamente decidieron mantener el silencio. Pero lo cierto es que las evidencias están ahí, expuestas para todos aquellos que quieran mirar, ver y escuchar. Muchos han analizado miles de fotos que ahora comparten con testimonios de los expertos.

Gracias al esfuerzo de las producciones de José Escamilla, y a otros valientes  a quién en este artículo rendimos homenaje.

Fuente: starviewer

 

Toneladas de chatarra tóxica a la deriva en Guatemala

GUATEMALA, mar (IPS) – La ausencia de un manejo adecuado de desechos tecnológicos en Guatemala se convirtió en una grave amenaza para el ambiente y la salud, mientras la demanda de aparatos eléctricos crece a ritmo vertiginoso, al punto de que la cantidad de teléfonos celulares en uso supera al número de habitantes.

Computadoras, teléfonos móviles, refrigeradoras, hornos microondas y una enorme lista de otros artefactos terminan en un basurero o abandonados en residencias o empresas, sin que nadie considere el peligro de los metales “altamente contaminantes” que poseen, advierten expertos.

Cromo, mercurio, plomo, selenio y arsénico son algunos de los componentes más peligrosos de estos equipos y que pueden provocar graves daños a la salud, dijo a IPS el activista Mynor España, de la no gubernamental Asociación Guatemalteca para el Manejo de Desechos y Preservación del Medio Ambiente.

Daño cerebral, cáncer, abortos, disminución de la fertilidad en el hombre y malformaciones genéticas son algunos de los efectos que pueden provocar en el ser humano estos metales pesados, según advertencias clínicas.

“Y todos estos metales van a parar al agua más tarde o más temprano”, porque se filtran en el manto freático o porque son desechados en las fuentes superficiales, dijo España, cuya organización recolecta y acopia chatarra tecnológica para su reciclaje en el exterior.

“No se trata de que los ambientalistas estemos cegados con ese tema. El agua es el gran amortiguador ambiental a nivel mundial y es un recurso finito. Por lo tanto, llegará un momento en que será muy escasa”, matizó.

La falta de un manejo adecuado de desechos tecnológicos cobra especial importancia en Guatemala dado que no existen ni siquiera normas generales sobre manejo de residuos sólidos, lo que va acompañado de un inmenso consumo de tecnología, según el experto.

Un ejemplo es el caso de los teléfonos celulares, cuya utilización se ha vuelto efímera.

“Los celulares se utilizan solo seis o nueve meses porque enseguida sale un nuevo modelo. Somos un país en desarrollo, y la moda, el gusto, la actitud y el hábito hacen que la gente consuma más cosas aunque no las necesite”, explicó.

Según la Superintendencia de Telecomunicaciones, la telefonía celular en Guatemala alcanzó el año pasado los 20,7 millones de usuarios, mientras que en el país habitan 14 millones de personas.

El crecimiento de esta industria es descomunal si se tiene en cuenta que en 2004 el número de usuarios era de 3,1 millones, indica esa dependencia gubernamental.

La historia se repite con otros aparatos tales como las computadoras, cámaras fotográficas, televisores digitales y otros tantos.

Pero cada aparato de estos también esconde un enorme poder contaminante. Solo una pila de un celular compuesta de níquel y cadmio puede contaminar hasta 50.000 litros de agua, afirma la organización ambientalista internacional Greenpeace.

¿Cuál será el poder tóxico de toneladas de estos y otros aparatos desperdigados en botaderos, casas, industrias, ríos y demás?

El “Diagnóstico sobre la generación de desechos electrónicos en Guatemala”, elaborado por el Centro Guatemalteco de Producción Más Limpia, concluyó que la acumulación de celulares descartados para 2015 será al menos de 13.000 toneladas, mientras que para el caso de las computadoras y accesorios esa cifra alcanzará las 18.600 toneladas.

Para reducir el impacto negativo de los residuos tecnológicos sobre el ambiente, el estudio plantea tres líneas de acción: la reducción del consumo de aparatos eléctricos, su reutilización y el reciclaje de los desechados por parte de empresas u organizaciones especializadas.

“Es necesaria la formulación de planes de manejo a través de una estrategia nacional con actividades que conlleven la comunicación de riesgos y sensibilización de la población”, concluye el estudio, elaborado por los ingenieros Sonia Solís y Andrés Chicol.

Adriana Grimaldi, profesora de la privada Universidad Mariano Gálvez, dijo a IPS que es necesario poner atención en los desechos tecnológicos por los graves riesgos que representan para el ambiente y la salud humana.

Grimaldi, química de profesión, señaló al policroruro de bifenilo (PCB), prohibido en casi todo el mundo, como uno de los contaminantes “más poderosos y carcinógenos” de los utilizados en transformadores eléctricos, interruptores y plaguicidas.

La especialista considera que la población “no debe pelear con los elementos químicos”, pues le son también de mucha utilidad, sino que “debe aprender a manejarlos”, ya que de otro modo “pueden significar un serio peligro”.

Por su parte, Julio Urías, asesor de la Red Guatemalteca de Promotores Ambientales en la Prevención y Gestión Integral de los Residuos Sólidos, entiende que en este país “hace falta mucho por hacer” en manejo de desechos, aunque hay importantes esfuerzos sociales y privados.

Una base fundamental para atender este asunto en Guatemala es elaborar “una legislación viable, que se cumpla, y educación e información a la población sobre los hábitos de consumo”.

“La otra parte tiene que ver con los incentivos y reglas claras para el aprovechamiento y rentabilidad que puedan generar el manejo y reciclaje de desechos. Pero solo por una ley, las cosas no van a funcionar”, señaló.

La gubernamental Comisión Nacional para el Manejo de los Desechos Sólidos de Guatemala calcula que solo cinco por ciento de las 7.000 toneladas de residuos sólidos que produce el país al día se reciclan, lo cual refleja que en esta labor queda mucho por hacer. Pero hay ejemplos que demuestran que reciclar es posible y, además, generar oportunidades para quienes no las tienen.

Ese es el caso de Edulibre, una organización sin fines de lucro, cuyo objetivo es reutilizar computadoras desechadas para donarlas a escuelas públicas en sectores pobres.

“Recibimos como donaciones equipo de computación que desechan las empresas. Lo revisamos y lo hacemos funcionar con un sistema operativo propio que hemos adaptado para Guatemala, que es software libre”, dijo a IPS el técnico Javier Hernández, de Edulibre.

Desde 2007, la organización ha montado cinco laboratorios en la capital y en el interior, los cuales benefician a más de 1.000 niños y niñas y además protegen el ambiente gracias a la reutilización del equipo.

Fuente: IPS notcias

 

Confirman el vínculo entre comida rápida y depresión

Un trabajo de la Universidad de Navarra revela que el consumo de fast food incrementa en un 51% el riesgo de desarrollar estados depresivos.

El consumo de bollería industrial (magdalenas, cruasanes, rosquillas y similares) y comida rápida (hamburguesas, salchichas y pizza) se halla asociado con el diagnóstico médico de depresión, según una reciente investigación liderada por científicos de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y la Universidad de Navarra.

Los resultados, publicados en la revista Public Health Nutrition, revelan que los consumidores de comida rápida presentan, respecto a aquellos con un consumo mínimo o nulo, un incremento del riesgo de desarrollar depresión del 51%.
Además, se observa una relación dosis–respuesta, es decir, “cuanta más comida rápida se consume, mayor es el riesgo de depresión”, explica a SINC Almudena Sánchez-Villegas, primera autora del estudio.
El trabajo expone que los individuos con mayor ingesta de comida rápida y bollería industrial son más propensos a estar solteros, ser menos activos y tener un peor patrón dietético, con un consumo menor de fruta, frutos secos, pescado, verduras y aceite de oliva. Fumar y trabajar más de 45 horas semanales son otras de las características prevalentes en este grupo.
Un estudio a largo plazo
Con respecto al consumo de bollería, los datos son igualmente concluyentes. “Incluso pequeños consumos se asocian con un riesgo significativamente mayor de desarrollar depresión”, apunta la investigadora de la universidad canaria.
La muestra del estudio, perteneciente al proyecto Seguimiento Universidad de Navarra (SUN), contaba con 8.964 participantes que nunca habían sido diagnosticados de depresión ni habían referido consumo de antidepresivos. Fueron evaluados durante una media de seis años, periodo en el cual 493 fueron diagnosticados de depresión o comenzaron a tomar antidepresivos.
Estos nuevos datos corroboran los resultados que el proyecto SUN arrojó en 2011, publicados en PLoS One. En aquella ocasión, analizaron a 12.059 personas durante más de seis años y aparecieron 657 casos nuevos de depresión. Se detectó un incremento del riesgo asociado a la comida basura del 42%, menor que en el trabajo actual.
 “Aunque son necesarios más estudios, debería controlarse el consumo de este tipo de alimentos debido a su implicación en la salud tanto física (obesidad, enfermedad cardiovascular) como mental”, concluye Sánchez-Villegas.
Los beneficios de la dieta en la salud mental
La depresión afecta a 121 millones de personas en el mundo, lo que la convierte en una de las principales causas globales de discapacidad ajustada por años de vida y la principal causa en países con ingresos altos y medios.
Sin embargo, poco se conoce sobre el papel de la dieta en el desarrollo de los trastornos depresivos. Anteriores estudios sugieren un papel preventivo de ciertos nutrientes, como las vitaminas del grupo B, los ácidos grasos omega-3 y el aceite de oliva. Asimismo, un patrón dietético saludable, como la dieta mediterránea, se ha relacionado con un menor riesgo de depresión.
Fuente: Jano
 

La oposición siria recluta a niños para la lucha armada

La Organización de las Naciones Unidas asegura que ha recibido varias denuncias de que el Ejército Sirio de Liberación (ESL) estaría reclutando a niños y adolescentes para la  lucha armada contra el Ejército del presidente Al Assad, así lo dijo la representante especial del organismo para la Infancia en los Conflictos Armados, Radhika Coomaraswamy.

¿Niños soldados en las filas rebeldes?

En una conferencia de prensa en la sede de la ONU en Nueva York, la funcionaria ventiló las quejas por el empleo de niños en las fuerzas opositoras en Siria, que buscan derrocar el régimen de Bashar Al Assad. La ONU todavía no puede verificar esta información, pero está preocupada por el involucramiento de menores en el conflicto. Esas denuncias estarían respaldadas por algunas fotografías que muestran a menores entre los combatientes del ESL.

Además, la semana pasada Human Rights Watch (HRW) aseveró que los grupos armados que se oponen al gobierno sirio han perpetrado “serios abusos a los derechos humanos”. Según un informe de los defensores de los derechos humanos, la oposición armada ha estado envuelta en “violaciones graves” como secuestros, torturas y ejecuciones de seguidores del presidente Al Assad, algunos de ellos civiles, durante todo el año que han durado las revueltas y la represión en el país.

El analista de Relaciones Internacionales Marco Terranova Tenorio cree que la información del reclutamiento de niños por parte de las autoridades sirias es poco creíble, dado que estos datos pueden ser obra de la oposición que trata de confundir a la opinión pública.

“Culpo a los padres que utilizan a sus hijos”

La analista internacional en Medio Oriente, Nagham Salman, comentó el tema para RT. Según Salman, este caso es similar a lo que pasó en Uganda hace más de 20 años, donde niños soldados fueron reclutados a la fuerza por el ‘señor de la guerra’ Joseph Kony, además de ocurrir también en otros conflictos africanos.

“Hemos visto a niños y adolescentes en los mítines, entre los manifestantes armados en muchos sitios de Siria”, confirmó la analista y subrayó que “han tardado muchísimo” para reconocer este tema, porque lo vimos desde el principio del conflicto sirio que ya cumple más de un año.

La analista se pregunta “¿por qué la comunidad internacional no ha dicho nada durante todo este tiempo”. “El caso de Siria es muy especial y hasta ahora tardan en reaccionar, hay muchos casos no solo el de los niños”, dijo. “El tema es cómo tratar al conflicto sirio. No quieren mostrar el mal comportamiento de la oposición siria y por eso están intentando tapar todos los malos comportamientos de la oposición”, indicó.

Según Salman, la oposición recluta a estos niños para utilizarlos como propaganda. Por ejemplo, en la cadena Al Jazeera mostraron muchos casos de niños y adolescentes que murieron en los enfrentamientos entre la oposición armada y el Ejército sirio.

“Yo culpo a los padres que participan en estas manifestaciones utilizando a sus hijos y a otros niños para hacer propaganda contra el gobierno sirio”, dijo.

“La oposición siria está muy fragmentada”

htpp://www.youtube.com/watch?v=7Dx7pamMg28

Mientras tanto, la analista asegura que la oposición siria está muy fragmentada desde hace 40 años. “Lo que pasa ahora es que es muy difícil unirla porque cada grupo tiene sus objetivos”, indicó. “Algunos grupos del Consejo Nacional Sirio tienen a Estados Unidos y a otros países de Occidente detrás, mientras otros grupos rechazan este apoyo. Y es muy difícil ponerlos de acuerdo”, explicó.

“Por desgracia, Europa y Occidente solo reconocen al Consejo Nacional Sirio que de momento acudirá a una reunión de dos días en Turquía “como si fuera el representante del pueblo sirio y de la oposición”. Sin embargo, “vuelvo decir que el Consejo Nacional Sirio no representa ni al pueblo sirio, ni a la oposición”, concluyó.
Fuente: RT

 

Etiquetas:

Monsanto, suma y sigue despues de medio siglo de escándalos

Nunca fue tan evidente, cumplir con el objetivo eugenésico de reducir la población y crear enfermos consumidores de medicamentos.

Traducido por Javier Villate para disenso.wordpress.com

El gigante norteamericano del “agribusiness” Monsanto ha sido declarado culpable, el lunes 13 de febrero, después de haber sido demandado por un pequeño granjero de Charente que había sido envenenado por un herbicida. Esto es una primicia en Francia. En la larga historia de esta multinacional de cien años de existencia, esta sentencia constituye un episodio más en un largo registro de resoluciones judiciales.

PCBs, agente naranja, dioxinas, transgénicos, aspartame, hormonas de crecimiento, herbicidas (Lasso y Roundup)… una serie de productos que han hecho la fortuna de Monsanto, plagados de escándalos de contaminación y juicios que, a veces, han llevado a su prohibición. Pero hasta el momento, nada ha impedido el irresistible ascenso de este gigante de la industria química que luego se convirtió a la biogenética y que ha descollado en el arte de la presión política. Retrato de una multinacional multirreincidente.

Un gigante químico… explosivo

Desde su creación en 1901 en St. Louis, aquel pequeño productor de sacarina que se convirtió en uno de los principales productores de semillas del planeta ha estado a menudo en los titulares de prensa. Después de la Segunda Guerra Mundial, la explosión accidental de una fábrica de plásticos de Monsanto, causada por un carguero francés que transportaba nitrato, y que produjo la muerte de 500 personas en la ciudad de Texas en 1947, ha permanecido en la historia como uno de los primeros desastres de la industria química.

Dos años después, fue el turno de una segunda planta de la firma en Nitro, Virginia, que ardió totalmente. Esta vez la responsabilidad de la compañía fue evidente. Más de 200 trabajadores desarrollaron cloracné, una enfermedad de la piel tan rara como severa, dice Marie-Monique Robin, ganadora del premio Albert-Londres con su documental Le monde selon Monsanto (El mundo según Monsanto).

El accidente pone de manifiesto que el producto estrella de la compañía, el herbicida 2,4,5-T, contiene altos niveles de dioxinas, altamente tóxicos y cancerígenos, una composición comparable a la del policloruro de bifenilo (PCBs). El primer estudio que sugirió el potencial peligro de las dioxinas fue conocido por Monsanto en 1938: la comercialización del herbicida continuaría durante casi otros cuarenta años después de que fuera prohibido en los años 70.

Monsanto, que dirigió la planta de Nitro entre 1934 y 2000, ha sido también objeto de una acción legal presentada en 2007 por 77 personas de Virginia que padecen de cáncer y que acusan a la compañía de haber arrojado “ilegalmente” las dioxinas en las inmediaciones de la planta.

PCBs: el juicio de la vergüenza

En 2001, 3.600 habitantes de la ciudad de Anniston, Alabama, denunciaron a Monsanto por contaminación con PCBs. Según un informe desclasificado por la Agencia de Protección Ambiental de EEUU (EPA, en sus siglas en inglés), Monsanto arrojó durante casi 40 años miles de toneladas de residuos contaminados en un riachuelo y un vertedero abierto en el corazón de un barrio negro de la ciudad.

La forma en que informó The Washington Postes instructiva:

Los documentos de Monsanto – muchos con etiquetas de advertencias como “CONFIDENCIAL: Leer y destruir” – muestran que el gigante multinacional ha ocultado durante décadas lo que ha hecho y lo que sabía. En 1966, los directivos de Monsanto descubrieron que los peces de ese riachuelo se volvieron panza arriba en 10 segundos, chorreando sangre y perdiendo la piel como si estuvieran en agua hirviendo. No dijeron nada a nadie.

En 1975, un estudio llevado a cabo por Monsanto mostró que el PCB causa tumores en ratas. La multinacional decidió cambiar las palabras “ligeramente tumorígenos” a “no parecen ser cancerígenos”. “No podemos permitirnos el lujo de perder un solo dólar”, así termina uno de los memorandos obtenidos por The Washington Post.

Monsanto fue finalmente condenado en 2002 por haber contaminado “el territorio de Anniston y la sangre de su gente con PCBs”. La firma tuvo que pagar 700 millones de dólares por daños y para limpiar la ciudad. No se presentó ninguna acción legal contra los directivos de la compañía.

En febrero de 2007, The Guardian reveló que el gigante agroquímico aplicó los mismos métodos en varios lugares de Gran Bretaña entre 1965 y 1972. El periódico tuvo acceso a un informe del gobierno que mostraba que 67 productos, incluidos el agente naranja, las dioxinas y los PCBs, han sido identificados en una cantera de Gales. En Francia, la manufactura y uso de PCBs fue prohibida en 1987.

Agente naranja: convencido de ‘intoxicación’

Durante esos mismos años, entre 1961 y 1971, Monsanto produjo el agente naranja, compuesto por el herbicida 2,4,5-T, cuya peligrosidad ha sido ampliamente conocida desde la explosión de la planta de Nitro. Este defoliante fue utilizado de forma masiva por aviones de EEUU, que lo arrojaron sobre los bosques vietnamitas durante la guerra con ese país. Las consecuencias todavía se dejan sentir hoy en Vietnam, con muchos tipos de cáncer y defectos congénitos, así como varios efectos en muchos veteranos de guerra de EEUU.

En los años 70, los veteranos de la guerra de Vietnam presentaron una demanda colectiva contra los fabricantes del agente naranja. Monsanto y otras seis compañías fueron encontradas culpables de envenenamiento. En 1987, los siete fabricantes del agente naranja fueron condenados a pagar 180 millones de dólares a un fondo de compensación de los soldados estadounidenses.

Durante el juicio, Monsanto presentó estudios científicos que mostraban que no había ningún vínculo entre la exposición a las dioxinas y los cánceres contraídos por muchos veteranos. A comienzos de los 90, se demostró que los estudios, basados en las consecuencias de la explosión de la planta de Nitro en 1949, eran sesgados.

El fraude científico fue confirmado por el Consejo Nacional de Investigación, que consideró que los estudios de Monsanto “sufren de una clasificación errónea entre las personas expuestas y no expuestas a las dioxinas, y que este fraude científico ha sido confirmado por el Consejo Nacional de Investigación, y que fueron sesgados con el fin de obtener el efecto deseado”. El caso será puesto de nuevo sobre el tapete en 1990 gracias a un informe de Greenpeace y el investigador Joe Thornton, titulado “Ciencia en venta“.

¿Es tóxico el herbicida Roundup?

¿Recuerdan el anuncio del buen perro Rex: “Roundup no contamina la tierra ni los huesos de Rex”? Hizo que Monsanto fuera condenado dos veces, en EEUU y en Francia, por publicidad engañosa incluida en el envase del herbicida.

En 1975, la compañía lanzó Roundup, un herbicida muy potente presentado como “biodegradable” y “bueno para el medio ambiente”. En 1996, el fiscal de Nueva York condenó a Monsanto, que fue multado con 50.000 dólares y obligado a retirar la publicidad considerada engañosa. En enero de 2007, la firma fue condenada, de nuevo, en Francia (extractos del juicio) por las mismas razones… con una multa de 15.000 euros. Roundup es hoy el herbicida más vendido del mundo.

Sin embargo, varios estudios afirman que el pesticida insignia de Monsanto – y su ingrediente activo, el glifosato – es potencialmente teratógeno, es decir, responsable de malformaciones del feto. Uno de estos estudios, publicado a finales de 2010 en CHEMICAL RESEARCH IN TOXICOLOGY, muestra que la exposición directa de embriones de anfibios a dosis muy bajas del herbicida glifosato produce malformaciones.

Monsanto rechaza estas conclusiones: “El glifosato no tiene efectos nocivos sobre la reproducción en animales adultos y no causa malformaciones en las crías de animales expuestas al glifosato, incluso a dosis muy altas”, dice la firma en su sitio web.

El 13 de febrero, el relator de la Corte Suprema asestó un nuevo golpe al producto estrella de Monsanto: se dirigió al Ministerio de Agricultura para analizar la toxicidad en un periodo de seis meses y decidir, entonces, si debe autorizarse la comercialización del pesticida.

El herbicida Lasso: prohibida su venta

La sentencia que afectó al segundo herbicida de Monsanto el 13 de febrero es más importante. Los jueces franceses han sostenido que el fabricante de productos fitosanitarios debe indemnizar “plenamente” al demandante, Paul Francis. Este agricultor trabaja ahora a tiempo parcial, pues sufre fatiga crónica y dolores de cabeza persistentes. Los médicos consideran que su sistema nervioso central fue afectado como consecuencia de inhalar Lasso.

Monsanto apeló. “Los productos de Monsanto cumplen los requisitos de seguridad en vigor en el momento de sacarlos al mercado. [La compañía] tiene una política muy estricta por lo que se refiere a la evaluación científica de la seguridad de los productos fitosanitarios”, respondió la firma en un comunicado.

Este herbicida ha sido prohibido en Canadá desde 1985, en Bélgica y Reino Unido desde 1992 y en Francia desde 2007 (fue autorizado en diciembre de 1968).

Hormonas de crecimiento: escándalo en Fox News

A comienzos de 1990, Monsanto lanzó su primer producto derivado de la biotecnología: Posilac, la hormona recombinante de crecimiento bovino (rBGH), una hormona genéticamente diseñada para aumentar la producción de leche en las vacas casi un 20 por ciento. Esta hormona produce mastitis o inflamación de la ubre, lo que obliga a los agricultores a tratar a sus vacas con antibióticos, cuyos rastros se encuentran luego en la leche. Este producto milagroso está prohibido en todo el mundo salvo en EEUU.

Un documental canadiense, “The Corporation“, habla de cómo Monsanto presionó, en 1997, a Fox News (Murdoch) para que no difundiera un estudio que ponía al descubierto los peligros de Posilac. Esto ilustra las presiones particularmente agresivas que esta compañía ha venido ejerciendo: no solo consiguió que la investigación no fuera hecha pública, sino que sus autores fueron despedidos por Fox News.

Transgénicos: demandas a raudales

Entre 1995 y 1997, varios productos transgénicos (OGMs, organismos genéticamente modificados), la soja Roundup Ready, la colza Roundup Ready y el algodón Roundup Ready, los tres resistentes al herbicida Roundup, recibieron autorización para ser comercializados. Puesto que la patente del glifosato ha expirado (comercializado como Roundup), la compañía ha decidido cambiar su estrategia e iniciar el patentado de formas de vida. Actualmente, produce el 90 por ciento de los OGMs del mundo.

Esto representa un monopolio en la práctica, que la firma defiende enérgicamente. En la primera década del siglo XXI, Monsanto acusó en los tribunales a cientos de agricultores por haber utilizado “fraudulentamente” sus semillas transgénicas patentadas, es decir, fueron acusados de haberlas replantado.

Monsanto reclama los derechos de propiedad intelectual de algunas semillas. Esto no impidió que fuera demandada por actos de ‘biopiratería’. En agosto de 2011, la Autoridad Nacional sobre Biodiversidad de la India anunció que había presentado una demanda contra la compañía, acusándola de haber desarrollado una berenjena genéticamente modificada (BT-berenjena) a partir de variedades locales sin haber solicitado autorización.

Otra condena, esta vez en EEUU. Monsanto aceptó en 2010 pagar una multa de 2,5 millones de dólares por haber vendido algodón transgénico sin autorización. La Agencia de Protección del Medio Ambiente (EPA) acusó a la compañía de haber violado la ley que prohíbe la venta de algodón genéticamente modificado en partes de Texas, donde estas variedades habían sido prohibidas por temor a la resistencia a los pesticidas.

Aspartame: ¿un nuevo escándalo?

Monsanto dice claramente en su sitio web que, después de haber sido un productor destacado en los 80 y los 90, la compañía no ha seguido produciendo aspartame desde 2000. Monsanto insiste, sin embargo, en el hecho de que este edulcorante “no causa enfermedad”.

No obstante, estudios recientes han demostrado la existencia de un riesgo creciente de partos prematuros en las mujeres que utilizan este producto. La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria fue invitada en mayo por la Comisión Europea para llevar a cabo una completa reevaluación de la seguridad del aspartame en 2012.

En las columnas de Le Monde, Yann Fichet, director de asuntos corporativos de la filial francesa de la empresa, muestra su preocupación por el hecho de que Monsanto se haya convertido en “un nombre atractivo para aquellos que quieren conseguir una gran audiencia”. La compañía está tratando de borrar su deteriorada reputación insistiendo en su sitio web en los principios de su código ético: integridad, diálogo, transparencia, compartir, utilidad y respeto. Contactado por Le Monde, Monsanto no había contestado en el momento de publicar este artículo.

Fuente: maestro viejo

 

Etiquetas: , , , ,

Amenazas contra los profesionales críticos con las vacunas

 

Se veía venir tras el escándalo de la gripe A y la pandemia que no fue. Rafael Bengoa, el consejero de Sanidad del Gobierno vasco, ha defendido la necesidad de que “la industria farmacéutica sea más transparente” para que no se dé una “crisis de confianza en las vacunas” y ha considerado que “los profesionales de la salud que cuestionan la vacunación, no podrán ejercer desde el sector público de manera responsable”. Asimismo, ha señalado que “la Administración intervendrá sobre estos profesionales“. Ayer lo publicaba Europa Press y lo han difundido varios medios de comunicación. Parece que los recortes también son de derechos y libertades y que en las últimas semanas se ataca el derecho a la libertad de vacunación que rige en nuestro país.

 

En un artículo publicado en su blog, el titular de Sanidad reconoce que, en los últimos tiempos, se está dando una “crisis de confianza” en las vacunas en general, que, a su juicio, “va bastante más allá de la vacunación de la gripe”, algo que considera es “una crisis injustificada científicamente, pero real”.

 

Bengoa, cree que la ansiedad generada en algunos ciudadanos por los posibles efectos secundarios de las vacunas “no está justificada” y recuerda que “en las últimas dos décadas los sistemas para evaluar la seguridad de las vacunas han mejorado de manera importante”. Es una opinión. Desde luego no ayuda a ello que se hagan ensayos clínicos en niños pobres y mueran muchos de ellos ni la noticia de la muerte del bebé vacunado contra el rotavirus ni las graves secuelas que se han producido en algún caso tras la vacunación contra el sarampión, etc. Todo esto no ayuda Rafael y yo de un alto cargó público sanitario espero que se comprometa a informar mejor a la ciudadanía sobre la Cara B de las vacunas no a que cargue contra el mensajero con amenazas, aquellos profesionales sanitarios que optan por informar a los padres.

 

No dice nada el consejero sobre cómo van a intervenir en los profesionales sanitarios que se cuestionen la vacunación. Podría ser más explícito. Parece ser que les prohibirán ejercer la medicina en el sistema pública vasco de salud ¿no Rafael? No lo concreta. Sobre si se puede prohibir ejercer la medicina o imponer una sanción, en mi opinión y en la del abogado al que he consultado, intentarán hacerlo argumentando que ese profesional que se cuestiona, por ejemplo, una determinada vacuna, va en contra de la salud pública.

 

Aquí está el debate principal en torno a la vacunación. Si se argumenta que este profesional, al negarse a vacunar, puede poner en peligro la salud pública, por ahí, intentarían imponer sanciones disciplinarias y su justificación. El asunto es determinar qué vacunas son necesarias y cuales no lo son tanto. También hay que determinar qué vacunas tienen un balance beneficio/riesgo positivo y cuales no y con qué vara de medir se realiza este balance.

 

“Me temo -explica el abogado Francisco Almodóvar– que en muchas ocasiones ni los profesionales sanitarios (médicos-enfermeros) reciben una información adecuada, actualizada y real sobre las vacunas que ponen a la población. Aquí también tendrá que posicionarse la Organización Médica Colegial. Porque con otros asuntos sí que les está permitida la objeción de conciencia”.

 

Estoy más de acuerdo con Rafael -con la salvedad de que los conflictos de interés entre Organización Mundial de la Salud (OMS) y laboratorios fabricantes de vacunas contra la gripe A fueron publicados, no algo “imaginario”- cuando escribe:

 

“También debemos presionar en los aspectos de las vacunas asociados a la industria farmacéutica. Pensamos que para que la población se fíe más de los productores de vacunas y no crean en teorías conspiratorias o se imaginen acuerdos oscuros entre la industria y la OMS, por ejemplo, es necesario que la industria farmacéutica sea más transparente. Nosotros, como administración, presionaremos para que así sea”, anuncia.

http://www.migueljara.com/2012/03/26/amenazas-contra-los-profesionales-criticos-con-las-vacunas/

Fuente: maestro viejo

 

Etiquetas: ,