RSS

El vil eugenista John Holdren, asesor del presidente Barack Obama, confrontado por nuestro amigo Luke Rudkowski de wearechange

19 May

 

En el año 1977, el actualmente asesor científico de Barack Obama escribió el libro ECOSCIENCE, para nivel de doctorado, junto con Paul R. Herlich y Anne H. Herlich.

En la obra, John P. Holdren escribió las monstruosidades que a continuación se citan:

 

Página 837

 

De hecho, se ha concluido que las leyes de control de población obligatorio, incluso incluyendo leyes que requieren el aborto obligatorio, podrían ser sostenidas bajo la Constitución existente si la crisis de población se convierte en algo lo suficientemente grave como para poner en peligro a la sociedad.

 

Página 786

 

Una manera de remover este rechazo podría ser insistir en que todos los hijos ilegítimos sean puestos en adopción, especialmente aquellos nacidos de menores, los cuales generalmente no son capaces de cuidar apropiadamente de sus hijos solos. Si una madre soltera realmente desea mantener a su bebé, debería ser obligada a pasar por un procedimiento de adopción y demostrar su habilidad para sostenerlo y cuidar de él. Los procedimientos de adopción probablemente deberían mantenerse más complicados para las personas solteras que para las parejas casadas, en reconocimiento de su dificultad relativa de criar niños solos. Incluso sería posible exigir a las mujeres solteras embarazadas casarse o abortar, tal vez como alternativa a la adopción, dependiendo de la sociedad.

 

787-8

 

Añadir un esterilizante al agua potable o a los alimentos básicos es una sugerencia que parece horrorizar a la gente más que la mayoría de las propuestas de control de la fecundidad involuntario.

 

De hecho, esto plantearía algunas muy difíciles cuestiones políticas, jurídicas y sociales, por no hablar de los problemas técnicos. No existe hoy en día algo como ese esterilizante, ni tampoco parece estar en una fase de desarrollo.

 

Para ser aceptable, como sustancia tendría que cumplir algunos requisitos algo rígidos: tiene que ser uniformemente eficaz, a pesar de una amplia variedad de dosis recibidas por los individuos, y pesar de los diferentes grados de fertilidad y la sensibilidad entre los individuos; debe estar libre de efectos secundarios peligrosos o desagradables; y no debe tener ningún efecto sobre los miembros del sexo opuesto, los niños, ancianos, mascotas o ganado.

 

Página 786-7

 

Control involuntario de la fertilidad

[…]

Un programa de esterilización de las mujeres después de su segundo o tercer hijo, a pesar de la dificultad relativamente mayor de la operación de vasectomía, puede ser más fácil de aplicar que tratar de esterilizar a los hombres.

[…]

El desarrollo de una cápsula de esterilización a largo plazo que podría ser implantada bajo la piel y quitada cuando se desea el embarazo abre nuevas posibilidades de control de la fecundidad coercitivas. La cápsula podría ser implantada en la pubertad y puede ser removible, con el permiso oficial, para un número limitado de los nacimientos.

 

John P. Holdren – Un nazi en el equipo de Obama

Una semblanza de uno de los hombres que acompañan en el poder al presidente de la primera potencia mundial, el asesor presidencial en Ciencia y Tecnología, John P. Holdren (*).
Holdren es co-autor de un libro publicado en 1977, en el que se aboga por la creación de un régimen mundial, que utilice una fuerza policial global, que obligue el cumplimiento de medidas totalitarias de control de población, que incluirían abortos forzados, programas de esterilización masiva a través de alimentos y agua, como también la colocación obligatoria de implantes corporales para prevenir que las mujeres tengan hijos.

Estos conceptos fueron delineados en el libro “Ecoscience: Population, Resources, Environment”, del cual Holdren es co-autor junto con sus colegas Paul R. Ehrlich y Anne H. Ehrlich.

Como botones de muestra, les transcribo fragmento extractados del libro y su traducción a nuestro idioma.

Página 837:

“Indeed, it has been concluded that compulsory population-control laws, even including laws requiring compulsory abortion, could be sustained under the existing Constitution if the population crisis became sufficiently severe to endanger the society.”

“De hecho, se ha concluido que las leyes para el control obligatorio de la población, incluso leyes que exijan el aborto obligatorio, pueden ser sostenidas en virtud de la Constitución vigente, si la crisis de la población es lo suficientemente grave como para convertirse en un peligro para la sociedad.”

Páginas 787-8:

“Adding a sterilant to drinking water or staple foods is a suggestion that seems to horrify people more than most proposals for involuntary fertility control. Indeed, this would pose some very difficult political, legal, and social questions, to say nothing of the technical problems. No such sterilant exists today, nor does one appear to be under development. To be acceptable, such a substance would have to meet some rather stiff requirements: it must be uniformly effective, despite widely varying doses received by individuals, and despite varying degrees of fertility and sensitivity among individuals; it must be free of dangerous or unpleasant side effects; and it must have no effect on members of the opposite sex, children, old people, pets, or livestock.”

“Añadir un esterilizante al agua potable o los alimentos básicos es una propuesta que parecerá horrorosa a las personas, más que la mayoría de las propuestas de control de la fecundidad involuntarias. De hecho, ésto plantearía muy difíciles cuestiones políticas, jurídicas, y sociales, por no hablar de los problemas técnicos. Tal esterilizante no existe hoy, ni tampoco parece estar en fase de desarrollo. Para ser aceptable, por ejemplo, dicha sustancia tiene que cumplir consistentemente algunos requisitos, debe ser efectivo de manera uniforme, a pesar de una amplia variedad de dosis recibidas por los individuos y, a pesar de diversos grados de fecundidad y sensibilidad entre las personas, no debe producir efectos secundarios peligrosos o desagradables, y no debe tener ningún efecto sobre los miembros del sexo opuesto, los niños, ancianos, animales domésticos o ganado. “

Páginas 786-7:

Involuntary fertility control

“A program of sterilizing women after their second or third child, despite the relatively greater difficulty of the operation than vasectomy, might be easier to implement than trying to sterilize men.

The development of a long-term sterilizing capsule that could be implanted under the skin and removed when pregnancy is desired opens additional possibilities for coercive fertility control. The capsule could be implanted at puberty and might be removable, with official permission, for a limited number of births.”

Control no voluntario de la fecundidad

“Un programa de esterilización de las mujeres después de su segundo o tercer hijo, a pesar de la relativamente mayor dificultad de la operación comparada con la vasectomía, podría ser más fácil de aplicar que tratar de esterilizar los hombres.
El desarrollo a largo plazo de una cápsula de esterilización que pueda ser implantada bajo la piel y removida cuando el embarazo sea deseado, abre nuevas posibilidades de control coercitivo de la fecundidad. La cápsula podría ser implantada en la pubertad y removida, con permiso oficial, para un número limitado de los nacimientos “.

Página 838:

“If some individuals contribute to general social deterioration by overproducing children, and if the need is compelling, they can be required by law to exercise reproductive responsibility—just as they can be required to exercise responsibility in their resource-consumption patterns—providing they are not denied equal protection.“

“Si algunos individuos contribuyen al deterioro general de la sociedad por sobreproducción de niños, y si la necesidad es apremiante, se les podrá se requeridos por la ley para ejercer su responsabilidad reproductiva-como lo puede ser obligado a ejercer su responsabilidad en los patrones de consumo de recursos-siempre que no le sea negada la igualdad de protección “.

En la misma página:

“In today’s world, however, the number of children in a family is a matter of profound public concern. The law regulates other highly personal matters. For example, no one may lawfully have more than one spouse at a time. Why should the law not be able to prevent a person from having more than two children?”

“En el mundo de hoy, sin embargo, el número de niños de familia es una cuestión de profunda preocupación pública. La ley regula otras cuestiones muy personales. Por ejemplo, nadie puede legalmente tener más de un cónyuge a la vez. ¿Por qué la ley no podrá impedir que una persona tenga más de dos hijos? “

Paginas 942-3:

Toward a Planetary Regime

“Perhaps those agencies, combined with UNEP and the United Nations population agencies, might eventually be developed into a Planetary Regime—sort of an international superagency for population, resources, and environment. Such a comprehensive Planetary Regime could control the development, administration, conservation, and distribution of all natural resources, renewable or nonrenewable, at least insofar as international implications exist. Thus the Regime could have the power to control pollution not only in the atmosphere and oceans, but also in such freshwater bodies as rivers and lakes that cross international boundaries or that discharge into the oceans. The Regime might also be a logical central agency for regulating all international trade, perhaps including assistance from DCs to LDCs, and including all food on the international market.”

“The Planetary Regime might be given responsibility for determining the optimum population for the world and for each region and for arbitrating various countries’ shares within their regional limits. Control of population size might remain the responsibility of each government, but the Regime would have some power to enforce the agreed limits.”

Hacia un Régimen Planetario

“Tal vez estas agencias, combinadas con la UNEP y los organismos de las Naciones Unidas para la población, podría ser desarrollados en un Régimen Planetario-una especie de super organización internacional para la población, los recursos y el medio ambiente. Ese régimen global planetario podría controlar el desarrollo, la administración, la conservación y la distribución de todos los recursos naturales, renovables y no renovables, al menos en lo que tienen repercusión internacional. Por lo tanto, el régimen podría tener el poder de controlar la contaminación, no sólo en la atmósfera y los océanos, sino también en esas masas de agua dulce como ríos y lagos que cruzan fronteras internacionales o que descargan en los océanos. El régimen también podría ser un lógico organismo central para la regulación de todo el comercio internacional, tal como de la asistencia de países en desarrollo a los países menos adelantados, así como de todos los alimentos en el mercado internacional. “
“Podría darse al Régimen Planetario la responsabilidad de determinar la población óptima del mundo y de cada región y del arbitraje de la distribución entre varios países dentro de sus límites regionales. El control del tamaño de la población podría seguir siendo la responsabilidad de cada gobierno, pero el régimen tendría cierto poder para hacer cumplir los límites acordados. “

Página 917:

“If this could be accomplished, security might be provided by an armed international organization, a global analogue of a police force. Many people have recognized this as a goal, but the way to reach it remains obscure in a world where factionalism seems, if anything, to be increasing. The first step necessarily involves partial surrender of sovereignty to an international organization.”

“Si se pude lograr, la seguridad puede ser suministrada por una organización internacional armada, un análogo de una fuerza de policía. Muchas personas han reconocido esto como un objetivo, pero la forma de llegar a ella sigue siendo oscura, en un mundo donde los regionalismos parecen, en todo caso, ir en aumento. El primer paso supone necesariamente la renuncia parcial de soberanía a una organización internacional. “

Afortunadamente las predicciones “científicas” efectuadas de Holdren y compañía en 1977 resultaron vergonzosamente erróneas. A pesar de la superpoblación, la temida catástrofe no sobrevino, mas allá de sus fatídicos vaticinios y las aberrantes “soluciones” propuestas para evitarla.

Luego de transcurridos 32 años de publicado este texto, ¿habrá dejado atrás Holdren sus pecados de juventud? ¿Las nieves que platean su sien, son la prueba del paso de los años, así como de la captación de sabiduría, tolerancia y del respeto a los derechos humanos que ello conlleva?

De no ser así…

En estos casos es inevitable caer en el lugar común de la sabiduría popular: “Dime con quien andas y te diré quien eres”, suena como una sentencia sin apelación, que en este caso, por tratarse del presidente del estado más poderoso del mundo suena como la sentencia de muerte para miles de futuros bebés ajusticiados antes de ver la luz del sol.

(*) John P. Holdren is Assistant to President Barack Obama for Science and Technology, Director of the White House Office of Science and Technology Policy, and Co-Chair of the President’s Council of Advisors on Science and Technology

Fuente: Cazadebunkers

Anuncios
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: