RSS

Destapando a las grandes empresas que dan esquinazo a Hacienda (1)

05 May

58941-323-242[1]Aprovechando el inicio de la Campaña de la Renta y para que el personal se anime a acudir en tromba a ejercer su obligación fiscal, no le vendría mal atender lo que a continuación se expone. Quizás con un repaso se podrá percatar que va de pardillo y las grandes empresas y fortunas del país se escaquean de pagar a Hacienda. Hace unos años el eslogan de la Agencia Tributaria era “Hacienda somos todos” como esta afirmación es mentira se sustituye por otra “Así mejoramos todos”, la cuestión es que quede incrustado en el mensaje la palabra mágica: “todos”. Insisto, por reiteración, que el mal de todos los males que soporta el país proviene del desequilibrio fiscal de las grandes empresas del IBEX-35 y las grandes fortunas que no pagan a Hacienda o lo que es peor: cobran de los fondos públicos al aprovecharse, descaradamente, de las prebendas que los distintos gobiernos les han proporcionado. Mientras dure la Campaña de la Renta se cuidarán muy mucho, aunque la tengan en sus manos, de que no aparezca la lista Hervé Falciani para no desmoralizar al populacho y siga pagando. Aquí, como se va contracorriente no estaría mal un escrache virtual al domicilio social de las empresas del IBEX- 35 en los paraísos fiscales. De tanto en tanto, para no presentarlo de una tacada, iré publicando la demencia de 30 de las 35 empresas (86%) que figuran como las mayores del país tienen presencia en los más variados paraísos fiscales. En concreto: Abengoa, Abertis, Acciona, Acerinox, ACS, Arcelor Mittal, Banesto, BBVA, Banco Popular, Banco Sabadell, Banco Santander, Criteria (CaixaBank), ENDESA, FCC, Ferrovial, GAMESA, Gas Natural, Grifols, Iberdrola, INDITEX, Maphre, OHL, Red Eléctrica, Repsol, Técnicas Reunidas, Telecinco y Telefónica. La nación entera se tendría que enterar que nos han tomado por imbéciles paganos mientras Hacienda persigue, hasta las últimas consecuencias, a los contribuyentes de medio pelo e incluso a aquellos que ya nos les queda ni uno, mientras sociedades con ingresos multimillonarios y beneficios que les viene en gana se les da pista libre para que saquen el dinero de España y el país se vaya al carajo. El escaqueo fiscal no es un delito. Una empresa puede estar cumpliendo perfectamente con la le­galidad, pero evitando pagar sus impuestos en los países donde genera el beneficio, a cambio de pagar en un territorio donde no tiene ninguna actividad, pero donde el tipo impositivo es muy inferior o incluso nulo. De esto se trata, de largarse sin pagar y con una sonrisa socarrona ya que el impacto económico y social que tienen estas prácticas legales, sobre el ejercicio de derechos básicos de las personas es innegable, ya que supone menores ingresos de los Estados y, por tanto, menor capacidad de cumplir con sus deberes de garante de derechos. El mecanismo de elusión fiscal ha llegado a un extremo insoportable. (Ver El mundo al revés: los bancos cobran de Hacienda en los archivos del mes de marzo de 2013)

paraísos 001Sorprende que la legislación española en materia fiscal penalice a las empresas y contribuyentes españoles que invierten o realizan negocios en esos países catalogados de paraísos fiscales ya que no pueden aplicar los beneficios fiscales que contempla la legislación sobre el Impuesto de Sociedades o en el caso de particulares del IRPF. Como lo que interesa socialmente es lo contrario a lo que se legisla, la firma de un acuerdo de intercambio de información no garantiza que se realice de manera efectiva. Hecha la ley hecha la trampa, por lo tanto es una pantomima, normalmente estos convenios están condi­cionando el acceso a la información para casos muy específicos, no siempre objetivos, y mucho menos garantiza la transparencia sobre las operaciones fiscales. Las prácticas de escaqueo fiscal han llegado a contaminar el sistema a tal extremo que su impacto económico y social lleva el país a la ruina. Como se trata de una tomadura de pelo a la ciudadanía se cuidan de que no exista lugar donde encontrar información que no sea la que difunde el propio interesado en las memorias anuales que está obligado a presentar a sus accionistas. Cualquiera puede entender que si la información proviene del interesado se pueda parecer más a un parte de guerra donde todo son victorias y ninguna derrota. La información económica incluida en estos documentos es genérica, agregada, poco dirigida a una rendición de cuentas que permita comprobar la realidad empresarial. Las Memorias incluyen información muy resumida sobre las principales cifras de negocio y escasos datos vinculados con lo que no interesa difundir. Lo más destacable es la ausencia de la información sobre el pago de impuestos y recepción de subvenciones. Resulta relevante el progresivo aumento de sociedades en paraísos fiscales

images[1] (3)El día que el populacho se entere de cómo está distribuída la carga de la estructura del Estado se llevará las manos a la cabeza. Nadie discute que la capacidad de las administraciones públicas en desarrollar políticas públicas requiere de recursos, unos se dirigen en la aplicación de la sanidad y educación, por poner un ejemplo, y otros en el Ministerio de Justicia y el Ministerio de Asuntos Exteriores. En la medida que una empresa no informa sobre su aportación de recursos, o que utilice estrategias de ingeniería fiscal para evitar cargas impo­sitivas proporcionales a sus operaciones e ingresos en los distintos países, no puede asegurarse que su comportamiento con la sociedad, personas e instituciones de estos países sea responsable. El Ministerio de Justicia tiene copado los juzgados por la reclamación de deudas por los bancos ¿Contribuyen estas instituciones financieras a sostener el sistema judicial? Para nada, se aprovechan de miles de funcionarios, secretarios de juzgado y jueces y toda la maquinaria en gratis total en su propio beneficio. El Ministerio de Asuntos Exteriores trabaja, exclusivamente, para las grandes empresas preparando el terreno para conseguir contratos y si hace falta preparar el terreno para el correspondiente soborno. ¿Contribuyen estas grandes empresas en sostener embajadas por todo el mundo? Ni un céntimo, aun gracias que no le echen mano a las arcas públicas. Al internacionalizarse el truco consiste en algo básico: que la información sobre impuestos se diluya país por país sin un desglo­se adecuado del tipo de impuesto ingresado. Dicho de otra manera, como todo es una pantomima se monta el tinglado de “la doble imposición” cosa que se puede traducir en simplificado: ¡Lo que tenía que pagar aquí de impuestos ya los he pagado allí! Y sin ninguna comprobación todos tan contentos. Todo esto se ha podido aguantar mientras se vivía en la exhuberancia ficticia acompañada de una ignorancia supina de aquellos asuntos que realmente interesan a la población, pero una vez despegado en cohete del paraíso terrenal y aterrizado en la triste realidad la relevancia de estos asuntos se hace vital.

cocacola 001Los distintos gobiernos que hemos tenido no se han conformado en ofrecer al poder económico las fabulosas exenciones fiscales sino que se han avocado en una sumisión inexplicable (es un decir, a base de sobrazos todo es posible) al ofrecer intervenciones directas con dinero público en socorro ficticio de empresas privadas. La dureza de la crisis económica, política, e institucional ha puesto patas arriba la generosidad con los bancos y las grandes empresas convertida en una herramienta habitual. Ahora hemos llegado al callejón sin salida o las grandes empresas del país contribuyen a sostener el Estado o tendremos que presionar a que se larguen con su música a otra parte, ya no se trata de estas grandes empresas sino las multinacionales que han aterrizado en España colocando sus productos y servicios con la seguridad que se pueden escaquear de pagar a Hacienda ni tan sólo un euro. Todo legal y consentido (ver Coca-Cola, la chispa de la vida nos la da con queso, en los archivos del mes de marzo de 2013) Estamos perdidos, hasta que no se regularicen los aspectos económicos con detalle por país, especialmente resultados operativos, beneficios, impuestos pagados, subvenciones recibidas, información sobre actividades y resultados de sociedades actuando en paraísos fiscales no hay nada que hacer. La información no puede proceder del propio interesado, desde Ataquealpoder me he desgañitado al pedir la lista de los listos lalista 001(ver ¡Queremos la lista de los listos! en los archivos del mes de septiembre de 2012) una lista que debería publicar Hacienda no con los datos extraídos de los propios interesados sino lo que realmente se ha ingresado en las arcas públicas a lo que habría que añadir la publicación de las subvenciones recibidas. A estas alturas es imprescindible enviar al carajo la coña marinera de la “doble imposición” que como cortina de humo no deja ver la realidad fiscal. Los truhanes del poder económico – político que circulan en la misma limusina saben perfectamente que están hundiendo el país. Esto será así mientras el populacho no reaccione.

hambre 001Si el populacho no reacciona el país se hunde en la miseria, el concepto de austeridad es el único que se pregona y como elixir nos tiene que sacar de esta ciénaga. No obstante, nuestro déficit no es por un gasto público excesivo: el gasto público no financiero de la zona euro es del 49,1% del PIB, en España es del 45,2 a pesar del despilfarro de los cantamañanas de los políticos con sus obras faraónicas. Por otra parte, la presión fiscal es de casi 8 puntos inferior a la media europea, lo que demuestra que algo no funciona. Otro dato que conviene saber: la renta por el trabajo soportan el 90% de la presión fiscal mientras las rentas del capital ni siquiera alcanzan el 10%. Son las grandes empresas y fortunas que tienen montado un circo con los paraísos fiscales que conlleva darle vuelta a la situación: los ricos no pagan a Hacienda; una forma estupenda de amasar fortunas y que las grandes corporaciones tenga barra libre para cometer los fraudes más injustos de todos los fraudes. Si el gobierno no es capaz de enfrentarse con el poder económico y restaurar un equilibrio fiscal acabará con el país. Los parados, la clase media agobiada de impuestos, los pequeños comerciantes, los autónomos y las pymes acabarán explotando. No hay bola de cristal, ni tampoco rayos X, tan solo sentido común que pide que los que más tienen paguen más, tan sencillo como esto. Otro dato que demuestra que el gobierno nos engaña entre la habitual verborrea fantástica al colarnos una trola tras otra, hay que recurrir al Boletín Estadístico del Banco de España, para acreditar que la deuda pública total a final de 2012 ascendía a 1.177.908 millones de euros que representa el 115,5 % del PIB. Pero hay un dato todavía peor: el incremento de la deuda en 2012 fue de de 233.800 millones de euros que representa una tasa de crecimiento del 24,8%, la cifra más alta de toda la serie histórica. Si las grandes empresas y fortunas no pagan una fiscalidad justa, la que corresponde en un Estado de derecho, el país se hunde.

Para empezar, en el próximo post: Escrache a las empresas del IBEX-35 que dan esquinazo a Hacienda (2) se ofrece las miserias del Banco Santander, el Banco Popular, Endesa y Ferrovial que como paradigma nos puede proporcionar el arquetipo de por donde van las cosas de la fiscalidad y para mayor agravio se ofrece una muestra de las subvenciones que estas ricachonas empresas reciben de los impuestos de los sufridos contribuyentes y, alegremente, los colocan en sus sociedades fantasma en los paraísos fiscales. Esta serie será un repaso no apto para aquellos de fácil cabreo y cotizantes modelo.

Fuente: Ataque al poder

Anuncios
 

Una respuesta a “Destapando a las grandes empresas que dan esquinazo a Hacienda (1)

  1. Juan

    mayo 9, 2013 at 7:46 am

    Y luego, ¡arrepentidos los quiere el Señor!, como diría mi abuela, tratan de engañar al personal constituyendo fundaciones (muy útiles para exonerar impuestos), dan becas o publicitan y patrocinan proyectos solidarios. Pero todo ello es una máscara; lo que hay es un empeño por mejorar su ingeniería contable o influir para controlar a los políticos en el poder.
    Los empresarios del Ibex, visten como gente respetable, viven en la abundancia y choricean como un Bárcenas cualquiera.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: